En la lista de sospechosos habituales cuando hablamos de calórico y no recomendamos productos, suele colarse el bacon. llamémoslo tocino Vamos a darle una pátina castellana con el término Bacon o Bacon, siempre permanece en la lista de los más buscados cuando se trata de dar caza a los enemigos de nuestras arterias.

Es cierto que no es un ingrediente que deba formar parte de nuestro día a día, pero es con moderación y desgrasado es un producto sabroso, agradecido, barato y al que pocos paladares se pueden resistir.

Nuestras 21 mejores recetas de tocino (para disfrutar este ingrediente)

Salir del guion frito y reivindicarlo como buen integrador de un snack sencillo, funcional y muy manejable no es difícil, más cuando ves estas siete recetas ganadoras de caballos con esos el tocino demuestra que no hay que satanizarlo y saber usar las propias virtudes, aunque sean excepcionales.


Tortitas individuales de patata, puerro y bacon

Panqueques individuales de patata, puerro y tocino

Hay pocos matrimonios va mejor con el desayuno que el de bacon y huevo Cuando al par le añades la presencia de la patata, se convierte en un plato combo aúpa, y cuando crees que hay vida más allá y las conviertes en tortitas (junto con una pizca de puerros), el placer se multiplica.


Pelar las papas, cortar en cuadrados y colocar en una cacerola para cocinar con abundante agua y un poco de sal. Si lo prefieres, puedes hervir las patatas con piel y luego trocearlas, igual que hacemos ensaladilla rusa.

Una vez cocida la patata, la reservamos. En una sartén pochar un puerro cortado en trocitos pequeños mientras se trocean los puerros Bacon en tiras muy finas y también lo añadimos para darle su sabor. Lo cocinamos a fuego lento para que ni los puerros ni la panceta queden crujientes, sino blandas.

Colocar las patatas hervidas en un bol y añadir dos yemas y una pizca de sal y mezclamos sin destrozar demasiado las patatas, aunque lógicamente algunas quedan trituradas. Una vez integradas las yemas, añadimos la panceta y los puerros y mezclamos bien.

Calentamos una sartén pequeña -yo uso una de 12 cm de diámetro- y cocinamos la masa que hicimos con patatas, puerros, bacon y yema en porciones, casi sin aceite, p. unos minutos para cada cara, hasta que estén doradas y parezcan tortillas clásicas.

Apilamos los panqueques individuales y los llevamos a la mesa, donde a nuestra familia le gustan porque no solo son ligeros porque Casi no tienen aceite Son deliciosos y son ideales para acompañar platos sencillos como filetes a la parrilla o pescado al vapor.

Enlace directo a la receta completa | Tortitas individuales de patata, puerro y bacon

Grissini rellenos de tocino

Puntas de pan rellenas de tocino

Si nunca te has atrevido a coquetear con la panadería, esta infalible receta te ayudará en tus primeros pasos; Si ya eres un panadero experimentado, no tienes excusa para no meterte en esto mundo sabroso que ofrecen tocino y una pizca de pan. Solo tienes que “olvidarte” de la masa por un tiempo y el resto vendrá solo.

  • Ingredientes para 6 unidades. Una cucharadita de levadura seca de panadería, 2 tazas de agua tibia, 4 o 5 tazas de harina de trigo, 1 cucharadita de sal, 1 cucharadita de azúcar y 6 rebanadas de tocino.
  • redacción. Comenzamos poniendo a hervir una olla con agua. Cuando el agua hierva, agregue las rebanadas de tocino y cocine por cinco minutos. Las sacamos y las dejamos enfriar en un plato cubierto con una servilleta de papel, las reservamos. La ebullición es opcional pero reduce la pegajosidad y la salinidad en el producto final. Disuelva el azúcar y la levadura en una taza de agua tibia y deje reposar durante 10 minutos hasta que la mezcla esté espumosa por encima. En un tazón, mezcle 4 tazas de harina y sal. Agregue la mezcla de levadura y la otra taza de agua tibia. mezclamos Si la masa está muy pegajosa podemos agregar la otra taza de harina. Amasamos durante unos 10 minutos. Cubra el recipiente con film transparente y deje que la masa suba hasta que doble su volumen, aproximadamente 1 hora. Después de doblar, quitamos el aire de la masa y la dividimos en 6 partes. Formamos una bola con cada una de las partes. Tomamos una bola y la extendemos. Coloque una rebanada de tocino encima. Dobla la masa, pellizca los bordes y colócala boca abajo en una bandeja para hornear forrada con papel pergamino. Con unas tijeras hacemos cortes en forma de “V”, separando la masa a derecha e izquierda. Después de formar picos con toda la masa, dejar reposar los panes sobre la bandeja una hora más. Mientras tanto, precalentar el horno a 220°C. Pon un recipiente con agua en el horno y cocina las orejas durante 10 minutos. Reducimos la temperatura a 190°C y horneamos otros 5-10 minutos hasta que las mazorcas estén doradas y suenen huecas al tacto. Déjalos enfriar sobre una rejilla.

Enlace directo a la receta completa | Grissini rellenos de tocino

pastelitos…

Puede que también te guste...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.