Las queserías españolas vuelven de los World Cheese Awards con resultados muy positivos en cuanto a número de premios, además del título de mejor queso absoluto del mundo. Muy agotadas están las ya muy estimadas Olavidia, las 27 quesos españoles que se han distinguido como los mejores en sus categorías también merecen la atención de los amantes de este producto artesanal. Jugando en casa era de esperar que los números fueran mucho mejores.

En la última edición del prestigioso concurso, celebrada en 2019, España volvió con 18 quesos de Bérgamo que obtuvieron la calificación “Super Gold” súper oro en tu categoría. En esta ocasión, nuestras queserías han mejorado las cifras globales, con 27 tipos de queso que pueden llevar la etiqueta “Best in the World”un galardón que es garantía de que sus productos estarán a la vanguardia del panorama quesero internacional.

El único problema que enfrenta el consumidor amante del queso es la misma fama que convierte a los ganadores en ganadores. objetos de deseo, agotándose rápidamente en muchas ocasiones. Así que tienes que darte prisa o apuntarte a una lista de espera.


Los mejores quesos españoles del mundo

Queso de Cabra Oladivia (Queso y Besos)

Tienda Olavidia

Ese ganador general Este año es obra de Silvia Peláez y Paco Romero, maestros queseros de una joven y pequeña quesería de Guarromán, en Jaén, y tiene nombre propio. La Oladivia de Quesos y Besos se elabora con leche de cabra, bacterias penecillum candidum y ceniza de hueso de aceituna que, en su cremoso interior, marca una característica línea negra muy fina, aportando aroma y modificando ligeramente la textura.

Presentado en piezas de 250-300 g en caja de madera, es un queso de cuajada envejecido con moho y carbón. Su precio actual es 10,15 € por unidad y se vende a través de su web, pero debido al éxito del primer premio se agotan las existencias y hay que apuntarse a lista de espera.

Oveja añejada con queso Feijoo

Feijoo de Oveja Curado

Ese Quesería gallega Queso Feijoo Fue fundada en 1974, pero los orígenes de esta empresa familiar de Acevedo del Río en Celanova (Ourense) se remontan a 1942. Actualmente elaboran diferentes quesos de leche de vaca y oveja y ya cuentan con varios premios en su trayectoria privada.

El queso premiado en esta edición del concurso es un queso curado de oveja elaborado únicamente con leche pasteurizada de oveja, madurado en bodega durante al menos 120 días. La pieza pesa alrededor de 300g y se puede adquirir a través de su web por 7,20 €aunque actualmente está agotado.

Lácteos Karrantza Unaiak Saroi

saroi

Esta empresa vasca pertenece al grupo TGT y no tiene tienda online propia, pero sí su queso elaborado con Mezcla de leche pasteurizada de vaca y ovejase pueden encontrar en diversas tiendas y tiendas especializadas.

Saroi es considerado uno de los quesos más antiguo del País Vasco y profundamente ligada a la vida pastoral de la montaña y la trashumancia. De textura suave y sabor intenso con toques a mantequilla, se comercializa en piezas de 5kg y gajos de 1kg y 200g. En Eroski lo tienen a la venta de media por 15,96€ el kilo3,99 euros el mínimo de 250 g.

La Reserva Mix Entrepinares Curados

tostadas viejas

La quesería vallisoletana Entrepinares se hizo famosa hace unos años al situar su preciada mezcla curada entre las mejores del mundo, con la curiosidad de que se vende en mercadona todo el año, pero no en todas las tiendas y siempre que no se agote.

En esta edición vuelve a repetir galardón con un queso sigue cegando Impresiona por su sabor de alta intensidad, ligeramente dulce, agrio y salado, con aromas tostados que recuerdan al toffee. Se vende en piezas de 3 kilos, octavos y gajos. Unos 10 euros el kilo.

Dos de los 27 mejores quesos españoles se venden en Mercadona: consiguen el estatus de Super Oro en los World Cheese Awards

Torta Rufino elaborada por los hermanos Cuecas Morujo

pastel rufino

Quesos Artesanos Rufino es una empresa familiar que trabaja con leche de oveja y cabra de forma artesanal de Oliva de la Frontera (Badajoz), zona de dehesa de encinas y alcornoques. Sus orígenes se remontan a 1970 cuando Rufino y Matilde, padres de los actuales directores de la quesería, comenzaron a comprar quesadillas a los agricultores locales para madurar y servir como tapas en su barra.

Hoy elaboran quesos de diferentes formatos y maduraciones, y su producto premiado es una tarta que ya ha recibido varios premios en su disco especial. La tarta Rufino consta de leche cruda de cabra, cuajo y sal, tiene una crianza de entre dos y tres meses y se comercializa en piezas de unos 650 g. Se puede encontrar en su sitio web en 13,95€.

Bollo de Cabra con Miel ¡Oh mi Queso! de Láctea Cobreros

rollo de miel

Los orígenes de la actual empresa castellana se remontan a 1975, cuando su fundador Ubaldo Kupfer Comenzó a trabajar en el transporte y comenzó su propio negocio en 1988 transportando suero y en 1990 a operaciones de lácteos. Allá por el año 2000, construyeron una nueva fábrica dedicada a la fabricación Rollitos de cabra, leche en polvo y quark ácido láctico.

Su producto premiado es…

Puede que también te guste...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.