Hace unos días estuve en casa de mis amigos Carmen y Carlos que querían mostrarme como hacer callos a la andaluza, una receta diferente a, por ejemplo, los callos a la madrileña, ya que aquí se acostumbra añadir garbanzos, como en muchos guisos y guisos tradicionales andaluces.

El material crudo, callos, se elaboran a partir de diversas vísceras, tripas y otras vísceras de cerdo que se preparaban en casa en un largo proceso de lavado y desinfección con vinagre. Hoy en día se compran mayoritariamente ya limpias y preparadas para añadirlas al puchero, aunque hay muchas amas de casa en los pueblos que siguen preparándolas a la antigua.

Potaje de garbanzos: una receta con sabor tradicional

Ingredientes para una olla.

Una cebolla, un tomate, un diente de ajo, un pimiento verde, 3 patatas medianas, medio kilo de garbanzos remojados, sal, pimienta negra en grano, 2 guindillas pequeñas, 1 kg. callos limpios, dos patas de cerdo limpias, dos orejas de cerdo (opcional), 150 gr de panceta fresca, una morcilla, una salchicha o dos.

redacción.

Si los garbanzos no están remojados, remójalos en agua fría el día anterior para que se ablanden.

Si usamos muslos y orejas de cerdo, debemos hervirlos por separado en agua durante media hora para que estén bien tiernos. Se dejan en su propia agua para conservar la gelatina liberada.

Puedes usar olla a presión o la forma tradicional. En este caso utilizamos una olla express para reducir los tiempos. Añadimos a la olla con su caldo los garbanzos remojados y escurridos, la cebolla entera, los pimientos, las guindillas, el tomate entero sin pelar, la panceta fresca y las patas de cerdo.

Si lo desea, puede quitar los huesos antes de poner las patas en la olla para que sea más fácil comerlas más tarde. Añadir un poco de sal y añadir la pimienta. Cubra con agua, tape y cocine a presión durante 40 minutos.

Pasado este tiempo se abre la olla y se le añaden los callos rallados, el chorizo ​​troceado y las patatas peladas y troceadas.
Dejamos cocer a fuego lento hasta que las patatas estén hechas, añadiendo un poco más de agua y sal cuando veamos la necesidad.

Casi al final añadir la morcilla en trozos. Debe quedar un guiso espeso, poco caldoso.

Cómo hacer callos a la andaluza.  redacción

Tiempo de preparación: 30 minutos.
Hora de cocinar: una hora.
Dificultad: Medio.

saboreo.

Ese receta de callos a la andaluza Es un plato contundente y muy completo, ideal para los días de invierno, aunque también se sirve como tapa caliente en muchos bares. Suele acompañarse de cerveza, aunque también va bien con un buen tinto con cuerpo.

Directo al paladar | Calamares estofados con callos, chorizo ​​y garbanzos asados. receta
Directo al paladar | Garbanzos con bacalao y espinacas. receta tradicional
Directo al paladar | Guiso de garbanzos con receta de arroz

Puede que también te guste...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.